mesa de dormitorio
Última actualización: junio 1, 2020

Nuestro método

15Productos analizados

19Horas invertidas

6Artículos evaluados

65Opiniones de usuarios

La mesa es un tipo de mueble que no valoramos lo suficiente hasta que nos hace falta una. Piensa en cuántas actividades al día realizas sobre una mesa o en torno a ella. Es un elemento imprescindible en todos los hogares. Si te acabas de mudar, o estás pensando en renovar el mobiliario, un mesa extensible es una excelente opción.

Si no dispones de mucho espacio en tu casa, este tipo de mesa se presenta como una gran alternativa. Puedes tenerla arrimada contra una pared, por ejemplo, y extenderla únicamente cuando necesites una mayor superficie. Además, existen opciones para todos los gustos. A continuación, trataremos de ayudarte a escoger la mejor mesa extensible del 2020.




Lo más importante

  • Una mesa extensible es ideal para aquellos hogares en los que no contamos con demasiado espacio disponible.
  • Existen modelos muy versátiles, con diferentes posiciones intermedias entre el modo abierto y el cerrado.
  • El tamaño de la mesa extensible es uno de los criterios de compra más importantes. Debemos tener en cuenta sus dimensiones cuando el mueble está plegado y su tamaño máximo al abrirlo.

Las mejores mesas extensibles del mercado: nuestras recomendaciones

Tal vez te gustaría invitar a menudo a todos tus amigos a cenar en tu casa. Para eso necesitas una gran mesa, pero no tienes tanto espacio en tu hogar. Una mesa extensible es la solución en estos casos. Para ayudarte en tu decisión, hemos seleccionado algunas de las mejores mesas extensibles disponibles en el mercado.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre las mesas extensibles

A veces, cuando tenemos que comprar una mesa, no sabemos si elegir una grande o una pequeña. Cada una tiene sus propias ventajas e inconvenientes. ¿Pero por qué decantarse por una u otra si podemos tener las dos opciones en un único mueble? ¿Cómo? Gracias a las mesas extensibles. Aquí responderemos a las preguntas más frecuentes sobre este mueble tan práctico.

chica con camara

Existen modelos muy versátiles, con diferentes posiciones intermedias entre el modo abierto y el cerrado. (Fuente: Ammentorp: 102599062/ 123rf.com)

¿Qué es una mesa extensible?

Una mesa extensible es un mueble cuyas dimensiones podemos variar en función de nuestras necesidades. Este tipo de mesa tiene un tamaño reducido cuando está plegada. Así, podemos usarla como escritorio, por ejemplo. También se puede emplear como mueble de recibidor, pegado a la pared.

La característica principal de las mesas extensibles es que se pueden abrir y aumentar su tamaño. De este modo, podríamos emplearla como una mesa grande de comedor. Su longitud máxima dependerá del modelo, pero algunas llegan hasta los tres metros. Así, podríamos juntar a catorce comensales en torno a ella. Al terminar, bastará con cerrarla y colocarla de nuevo.El único límite para sus funciones es nuestra imaginación.

¿Qué tipos de mesas extensibles existen en la actualidad?

Todas las mesas extensibles tienen en común que su tamaño se puede modificar. Tienen al menos dos posiciones: cerrada y extendida. Hay una gran cantidad de modelos diferentes en el mercado. Sin embargo, podríamos realizar una clasificación de esta clase de mesa basándonos en su función cuando está cerrada y en otras características. Aquí te la mostramos:

  • Mesa extensible de recibidor: son aquellas mesas diseñadas especialmente para colocarlas arrimadas a la pared en el recibidor. Son ideales como decoración y prácticas para depositar objetos como las llaves de casa o algún adorno. No obstante, es importante que no coloquemos demasiadas cosas encima de ella si tenemos intención de abrirla frecuentemente.
  • Mesa extensible de escritorio: cuando este tipo de mesa está cerrada, es perfecta para utilizar como escritorio. Así, podremos trabajar cómodamente con nuestra computadora, por ejemplo.
  • Mesa extensible de salón: este tipo de mesa es ideal para situar pegada a una pared del salón. Así, podremos colocar sobre ella elementos decorativos, una lámpara o el teléfono, por ejemplo. Cuando queramos invitar a gente a comer, bastará con abrirla para tener más espacio.
  • Mesa extensible de cocina: esta clase de mesa está diseñada para encajar perfectamente en una cocina. Se puede mantener arrimada a la pared mientras la emplean una o dos personas. Cuando necesitemos más espacio, será suficiente con desplegarla para que se puedan sentar más comensales.
  • Mesa extensible con ruedas: se trata de un tipo de mesa que incorpora ruedas, generalmente para mover algunos de los elementos extensibles. Es importante que tenga alguna forma de bloquear las ruedas para que no se mueva cuando menos te lo esperes.
  • Mesa extensible con dos alturas: por norma general, esta clase de mesa se extiende menos que las anteriores. Cuando está cerrada, tiene dos alturas. La de abajo es la que se puede extender gracias a unos rieles. Suele ser del mismo tamaño que la parte superior. Además, muchos modelos incorporan cajones. Es ideal para emplear también de escritorio.
  • Mesa extensible con tablones elevables: son aquellas cuyas extensiones se elevan desde los lados gracias a unas bisagras. Cuando están cerradas, los tablones quedan pegados a los laterales.
mesa de oficina

Una mesa extensible es ideal para aquellos hogares en los que no contamos con demasiado espacio disponible. (Fuente: Peshkov: 49255206/ 123rf.com)

¿Cuánto mide una mesa extensible?

Las dimensiones de una mesa extensible normalmente varían de un modelo a otro. El mundo del diseño es muy amplio y existen alternativas muy diversas. No obstante, la mayoría de opciones disponibles en la actualidad tienen un ancho de aproximadamente 90 centímetros. En cuanto al alto, este tipo de mesa suele oscilar entre los 75 y los 80 centímetros.

Por otra parte, su largo suele suele ser aproximadamente de entre 45 y 51 centímetros cuando están cerradas. Es al abrirlas cuando encontramos una mayor variedad de tamaños. Existen modelos cuyas dimensiones no varían demasiado, como en el caso de las mesas de dos alturas. No obstante, hay opciones que pueden llegar a los tres metros una vez abiertas por completo.

¿Cuáles son las ventajas de una mesa extensible?

Una mesa extensible presenta una clara ventaja frente a otros tipos de mesas: su tamaño variable. Esta característica nos permite sacar mayor partido al espacio del que disponemos en nuestros hogares. Sin embargo, esta no es la única ventaja. A continuación, te mostramos una tabla con las principales ventajas de las mesas extensibles.

Ventajas
  • Nos permiten sacar un mayor provecho del espacio en nuestras casas.
  • Son muy versátiles.
  • Son ideales para hogares con poco espacio disponible.
  • Existen opciones con diseños muy variados y diferentes tamaños.
  • Muchos modelos incorporan diferentes grados de apertura.
  • Son una excelente opción si vivimos muchas personas en la misma casa o si tenemos visitas frecuentes.
Desventajas
  • Muchos modelos precisan que los montemos nosotros mismos.
  • Algunas opciones son algo inestables cuando están extendidas por completo.

¿Cómo se utiliza una mesa extensible?

Las modernas mesas extensibles suelen tener, por norma general, un sencillo modo de empleo. Sin embargo, es importante tener en cuenta que la mayoría de modelos requieren un montaje que debemos realizar nosotros. Este puede ser el paso más complicado. En la lista que mostramos a continuación, detallamos el modo de empleo más habitual de este tipo de mesa.

  • Montaje: como decíamos, lo más frecuente es que tengamos que realizar algún tipo de montaje para dejar lista nuestra mesa. No suele ser un montaje muy complicado. Nuestra recomendación es que sigas las instrucciones que vienen con la mesa para asegurarte de que queda montada correctamente.
  • Apertura: cuando necesitemos un mayor espacio en nuestra mesa, debemos extenderla. El modo de apertura puede variar de un modelo a otro. Por eso, para asegurarte de que lo haces correctamente, te recomendamos que consultes las especificaciones del fabricante. Suele bastar con jalar de un lado de la mesa para que se deslice por unos raíles telescópicos. A continuación, puede que tengamos que colocar unos tablones encima de los raíles. Esto dependerá, por supuesto, de cada modelo en particular.
  • Cierre: cuando queramos cerrar la mesa, bastará con realizar el proceso inverso al de apertura. Si tuvimos que colocar los tablones, lo primero que deberemos hacer es retirarlos. Algunos modelos permiten guardar estos tablones en el interior de la mesa cuando está cerrada.
Miguel MilláDiseñador industrial e interiorista

"Siempre he entendido que el diseño debía ayudar y no molestar. No me han interesado los objetos que complican, prefiero los que simplifican, y considero que la estética está por encima de todo".

Criterios de compra

Si estabas dudando, seguramente a estas alturas ya tienes claro que quieres una mesa extensible en tu vida. Lo complicado ahora es elegir una entre las múltiples opciones disponibles en el mercado. No obstante, creemos que la decisión será más sencilla si tienes en cuenta ciertos criterios fundamentales. Aquí te contamos cuáles.

Uso

Normalmente, los usuarios se deciden por una mesa extensible por su tamaño y utilidad cuando está abierta. Como hemos visto, es una de sus grandes ventajas. Este tipo de mueble nos aporta una gran superficie cuando la necesitamos. Al terminar, solo tenemos que plegarla de nuevo para que no ocupe espacio.

No obstante, es esencial que meditemos con calma qué uso vamos darle cuando esté cerrada. Si queremos una mesa sobre la que podamos trabajar, la mejor opción será un modelo de escritorio. O puede que prefiramos ubicarla en el pasillo y emplearla como mesa decorativa. Lo importante es que no coloquemos demasiados objetos encima si tenemos intención de abrirla habitualmente.

mesa gamer

Una mesa extensible es un mueble cuyas dimensiones podemos variar en función de nuestras necesidades. (Fuente: Florian: Mf23RF8xArY/ Unspash.com)

Tamaño

Respecto al tamaño, no podemos pasar por alto dos variables fundamentales. Debemos tener en cuenta, por un lado, sus dimensiones cuando está cerrada. Así, podremos adecuarla al lugar que elijamos en nuestra casa. Por otra parte, debemos comprobar que su tamaño, una vez abierta, se ajusta a nuestras necesidades. En cuanto a su apertura, existen dos opciones:

  • Tamaño fijo: son aquellas mesas que cuentan únicamente con dos posiciones o tamaños. Por un lado, tienen el modo cerrado o compacto y, por otro lado, tienen la modalidad abierta o extendida.
  • Tamaño variable: en este caso, la mesa extensible proporciona más opciones. Además del modo cerrado y el extendido, incorpora posiciones intermedias. El número de posiciones puede variar de un modelo a otro.

Diseño

Otro aspecto muy importante de la mesa extensible que escojamos es su diseño. Su apariencia debe resultarnos agradable a la vista y, además, estar en armonía con el resto del mobiliario. Existen opciones con diseños muy variados, así que no será difícil encontrar una que encaje en nuestro hogar. Debemos sopesar también si queremos cajones o dos alturas.

Materiales

No debemos olvidarnos de los materiales con los que está realizada la opción por la que nos decantemos. Muchos modelos están fabricados principalmente con madera o mezclas de madera. La ventaja de las mezclas es que suele ser más ligero que la madera propiamente dicha. Asimismo, la madera suele ser más resistente. En las especificaciones del fabricante deberían venir detallados los materiales de fabricación.

Comodidad

La comodidad es un factor que hay que tener en cuenta si queremos escoger sabiamente. Lo ideal es un modelo que no presente dificultades o inconvenientes cuando queramos emplearlo. Hay tres factores determinantes que influyen en la comodidad de una mesa extensible. Te los contamos a continuación:

  • Que sea fácil de abrir y cerrar: es importante que el mecanismo de apertura y cierre sea sencillo. No resultará demasiado práctico un modelo que requiera demasiadas maniobras para poder extenderlo o plegarlo.
  • Espacio para las tablas: algunas alternativas incorporan un espacio en el que guardar las tablas cuando la mesa está cerrada. Es una opción interesante si no queremos tener que guardar los tablones en otro lugar de la casa.
  • Consistencia: también es fundamental que la mesa sea lo más consistente posible. Si no es lo suficientemente firme, podría combarse por el medio. Algunos modelos incorporan unas patas que, cuando se abre la mesa, quedan situadas en el medio para proporcionar mayor apoyo.

Resumen

Una mesa extensible es un mueble muy versátil. Es una muy buena elección en caso de que no dispongamos de mucho espacio en nuestros hogares. O si, simplemente, no queremos tener siempre una mesa de gran tamaño instalada en nuestro salón o en nuestra cocina. De esta manera, podremos tenerla plegada y abrirla solo cuando lo deseemos.

Además, hay una amplia gama de opciones entre las que elegir. Podemos optar por una mesa que cumpla la función de escritorio cuando está cerrada. O quizás prefiramos una clásica mesa, arrimada a la pared del recibidor, por ejemplo. Las opciones son muy variadas. Eso sí, no te olvides de revisar aspectos como los materiales o el diseño antes de decidirte por un modelo.

Esperamos que hayas encontrado útil estos consejos. Si ha sido así, ¡no dudes en dejarnos un comentario o en compartir esta guía con tus amigos a través de tus redes sociales!

(Fuente de la imagen destacada: Bialasiewicz: 41028057/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en nosotros?