Sacaleche manual
Última actualización: diciembre 12, 2019

Nuestro método

16Productos analizados

23Horas invertidas

8Artículos evaluados

84Opiniones de usuarios

Alimentar a tu bebé es una de las experiencias más hermosas y gratificantes que como madre puedes tener. No obstante, con el ajetreo del día a día o si trabajas fuera de casa, necesitarás buscar alternativas para que esta etapa tan importante en tu vida y en la de tu bebé pueda transcurrir de manera tranquila y con las herramientas apropiadas según tus circunstancias.

Un sacaleche manual es la solución para muchos de los contratiempos que pueden presentarse durante la lactancia. Independientemente de si vas a dedicarte tiempo completo a tu hijo o de si tendrás que ausentarte en algunos momentos del día, un extractor de leche te facilitará las cosas y te ayudará a seguir alimentando a tu bebé.




Lo más importante

  • Por motivos laborales, de salud y estéticos, entre otros, no todas las mujeres dan el pecho a sus hijos. Por ejemplo, cada día son más las madres que trabajan fuera de casa, pero desde que existen los extractores de leche, el pasar algunas horas separadas del bebé no es un obstáculo real para poder gozar y prolongar esta increíble etapa de la lactancia materna.
  • Son tantos los beneficios de la leche materna que la existencia de los extractores manuales hace que no tengamos excusa para negarle el pecho a nuestro bebé. Estos prácticos sacaleches se pueden llevar a todas partes, nos permiten descongestionar nuestros pechos cada vez que lo necesitamos y extraernos la leche que tomará el bebé en nuestra ausencia.
  • Cuando llega el momento de escoger el sacaleche ideal, es muy importante tener en cuenta criterios como la calidad y los materiales de fabricación, los accesorios que incluye, la compatibilidad, el tamaño y la facilidad de uso y limpieza. Una vez comprado, es importante leer a conciencia el manual de instrucciones y seguir los consejos de utilización y conservación.

Los mejores sacaleches manuales del mercado: nuestros favoritos

Frente a tantos modelos, tamaños y marcas de sacaleches manuales, es fácil confundirse a la hora de elegir el que más nos conviene. Para evitarte dolores de cabeza y facilitarte la búsqueda, en MONEDEROSMART hemos seleccionado los mejores extractores manuales del mercado. Hemos tenido en cuenta, especialmente, lo que opinan los expertos y las madres lactantes alrededor del mundo.

El sacaleches manual favorito de las compradoras online

El extractor de leche manual de Philips Avent fue desarrollado pensando en tu comodidad. Cuenta con un diseño único que te permite sentarte relajada y cómodamente mientras estimula suavemente el flujo de la leche. Además, es ligero y compacto.

Tiene un mango ergonómico que puedes operar con una sola mano. Es ideal para llevarlo a donde lo necesites. También es sencillo de limpiar y de montar. Es compatible con otros productos de Philips Avent. No contiene BPA (bisfenol A).

El mejor sacaleches para mamás trabajadoras

Medela es una marca líder en accesorios para bebé. El sacaleches manual que ofrece está diseñado especialmente para un uso ocasional, por ejemplo, durante las horas que debes ir a trabajar. Es pequeño, portable y muy ligero, además de cómodo y fácil de operar.

Cuenta con tecnología 2-Phase que simula la succión natural del pequeño. Gracias a esto, la leche fluye con mayor naturalidad, y permite extraer mayor cantidad en menor tiempo.

El mejor sacaleches manual para viajes

Este sencillo sacaleches está hecho 100 % con silicona. Cuenta con las medidas precisas para que lo transportes en la pañalera y, por supuesto, para que obtengas una extracción de leche eficiente. Tiene un diseño pensado en facilitar la alimentación de tu bebé durante los viajes, ya sean de cortas o largas distancias.

Es fácil de usar y de limpiar, también es silencioso y rápido. Funciona como una ventosa, por lo tanto solo deberás ajustarlo a tu pezón y dejarlo que succione por sí mismo.

El mejor sacaleches manual por su relación calidad-precio

Este modelo de Lansinoh ofrece una solución conveniente para alimentar a tu bebé a un precio asequible (35.49 USD). Tiene un diseño portable para que lo transportes en cualquier bolso.

Cuenta con la innovadora tecnología 2-Phase que estimula y simula la fuerza de succión natural del pequeño. Esta tecnología se acciona fácilmente a través de su mango ergonómico. Además, es compatible con los demás productos de la marca.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los sacaleches manuales

Antes de comprar un extractor, es importante que aclares tus dudas respecto a los sacaleches manuales y el papel que juegan en la lactancia materna. Para esto, hemos preparado una serie de preguntas frecuentes que seguro pueden orientarte. Esperamos que esta guía te sirva para elegir el sacaleches que realmente necesitas y se adapte a tus preferencias particulares.

Bebe sosteniendo biberón

Una de las ventajas de los sacaleches manuales es su comodidad.
(Fuente: Reana: 37371555/ 123rf.com)

¿Qué es un sacaleches manual y cuáles son sus ventajas?

Un sacaleches manual es un aparato que, como su nombre indica, sirve para extraer la leche materna y no requiere baterías ni electricidad. Estos extractores son muy fáciles de transportar, ya que ocupan muy poco espacio. A diferencia de los sacaleches eléctricos, los manuales se pueden utilizar en cualquier lugar, puesto que no necesitan corriente eléctrica.

El hecho de poder llevarlos contigo a todas partes te facilita la labor de recolección y almacenamiento de leche materna y te permite extraerte leche en cualquier lugar y momento del día. Asimismo, funcionan a tu ritmo, ya que eres tú misma la que los accionas y determinas la velocidad y el tiempo de extracción.

Ventajas
  • Silencioso
  • Peso mínimo
  • Ocupa poco espacio
  • Económico
  • Fácil de montar y desmontar
  • Cómodo de usar
  • Sencillo de limpiar y esterilizar
Desventajas
  • Cansancio manual en extracciones largas
  • Se tarda más tiempo que con un extractor de leche eléctrico

¿Cuál es la forma correcta de limpiar y esterilizar el sacaleches manual?

Todos los sacaleches manuales deben lavarse antes del primer uso y, posteriormente, después de cada extracción, para evitar que se desarrollen bacterias. También se recomienda esterilizarlos una vez al día. Es importante desmontar completamente el extractor antes de lavarlo, separando todas las piezas. La limpieza puede hacerse de forma manual o en el lavavajillas.

Una vez separadas las partes, se enjuagan con agua del grifo y se sumergen en agua con jabón. Frotamos suavemente cada pieza y volvemos a enjuagar. El secado puede hacerse manualmente o dejamos las piezas sobre un paño limpio y seco y esperamos a que escurran. Esterilizamos en una olla con agua hirviendo, en un esterilizador o con bolsas especiales para microondas.

Carlos GonzálezPediatra

"La leche materna es el mejor alimento que puede tomar su hijo, a cualquier edad".

¿Cuándo debe extraerse la leche materna?

Hay casos en los que es necesario hacerlo. Por ejemplo, los bebés prematuros que deben permanecer en los hospitales son alimentados con leche materna que se extraen sus madres. Cuando a los recién nacidos les cuesta succionar porque los pechos de las madres están demasiado hinchados, nada mejor que extraerse la leche. A continuación, te resumimos las razones más comunes:

  • Bebés prematuros o con dificultades de succión.
  • Pechos hinchados, doloridos o con grietas.
  • Mastitis u obstrucciones.
  • Estimular la producción de leche.
  • Almacenar la leche para su consumo posterior.
  • Desechar la leche por toma de medicamentos.

En cualquier caso, la extracción de leche materna debe hacerse siguiendo diversas medidas básicas de higiene, como el lavado de manos (previo y posterior), además de la ya mencionada limpieza y esterilización del sacaleches. Así se evitarán infecciones, tanto en el organismo de la madre como en el del bebé. ¡Y no olvides buscar un lugar tranquilo para la extracción!

Majde sosteniendo sacaleche

Recuerda separar todas las piezas, sumergirlas y lavarlas con agua y jabón, secarlas con un paño seco y esterilizarlas una vez al día. (Fuente: Evgeniia Sobolevskaia: 84261781/ 123rf.com)

¿Por qué es importante alimentar con leche materna a mi bebé?

Debes saber que la leche que tu organismo produce es única y su composición es personalizada. Es decir, trae exactamente los nutrientes particulares que tu bebé necesita. La leche de ninguna mujer es igual a la de otra, ya que responde a las características y necesidades particulares del bebé en cada momento específico: a veces es más fresca o a veces más líquida.

Asimismo, cuando amamantas a tu hijo, crece el vínculo afectivo entre los dos y cada vez descubres que te mira con más amor. El tiempo que comparten mamá y bebé abrazados durante la alimentación no tiene comparación con otros espacios de interacción. El período más difícil de la lactancia es el inicial, luego viene la mejor parte: mamar, reír, mamar, acariciar, mamar.

foco

¿Sabías que según estudios, los bebés alimentados con leche materna sufren menos alergias a factores ambientales y alimentos? Según la OMS, recomienda que todos los bebés reciban lactancia materna exclusiva hasta los seis meses de edad y que, posteriormente, se introduzca la alimentación complementaria, sin dejar de amamantarlos hasta mínimo los 2 años y durante el tiempo que la madre y el niño deseen.

¿Cómo continuar con lactancia materna después de incorporarme al trabajo?

Aunque no puedas permanecer todo el tiempo junto a tu bebé, sí puedes continuar con la lactancia materna gracias, entre otras cosas, al sacaleches. Este te permitirá descongestionar tus pechos cuando tengas necesidad de hacerlo, pero tu hijo no esté cerca. Al mismo tiempo, podrás extraerte leche que, si la conservas correctamente, puede servirte luego para el bebé.

Cuando la madre no está con el bebé, ambos sienten la ausencia. Si al llegar a casa le ofreces el pecho logras restablecer el contacto. Esta es una de las razones por las que se recomienda no dejar la lactancia materna tras la reincorporación al trabajo. Desafortunadamente, Estados Unidos es el único país desarrollado en el que el empleador no está obligado a darte tiempo libre para amamantar ni a pagarte si decides tomarlo.

Consejo para dejar la lactancia

Cuando llega el momento de dejar la lactancia, los sacaleches también resultan ser nuestros mejores aliados para evitar molestias o mastitis. Además, los bancos de leche materna existen gracias a esta higiénica posibilidad de extracción de alimento. Así que, elige el que más se ajuste a tus necesidades y cuídalo al máximo siguiendo siempre las instrucciones del manual.

Madre e hijo acostados

Los sacaleches manuales ocupan poco espacio.
(Fuente: Alena Ozerova: 53676502/ 123rf.com)

¿Qué cuidados debo tener con la leche extraída?

Antes de la extracción debemos lavarnos muy bien las manos y los instrumentos a usar. Tengamos a mano los envases o bolsas especiales para almacenar la leche. Se recomienda no almacenar más de 100 ml por contenedor y siempre escribir la fecha. La leche puede permanecer algunas horas a temperatura ambiente y hasta varios meses en un congelador. A continuación lo verás:

Lugar Temperatura Tiempo de conservación
Fuera del refrigerador 16 °C a 25 °C. De 4 a 6 horas.
Refrigerador 0 °C a 4 °C. De 3 a 5 días.
Congelador -18 °C. 4 meses.
Congelador Industrial. 9 meses.

Asimismo, debes tener en cuenta que la leche materna congelada se puede poner a descongelar en la misma nevera, para que el cambio de temperatura no sea tan brusco. Una vez descongelada, puede almacenarse hasta 2 horas a temperatura ambiente y hasta 24 horas en la nevera. Bajo ningún motivo se puede volver a congelar. Y mejor, calentarla al baño María.

Criterios de compra

Sabemos que elegir el mejor sacaleches manual no es fácil. Sin embargo, estamos convencidos de que si te informas adecuadamente sobre los aspectos más importantes a tener en cuenta a la hora de elegir tu extractor de leche, es posible que compres el más apropiado para ti. Aquí te facilitamos un poco esta tarea. Lee con atención la siguiente lista de criterios de compra:

  • Calidad y materiales de fabricación
  • Accesorios y recambios
  • Compatibilidad
  • Tamaño
  • Facilidad de uso y limpieza

Calidad y materiales de fabricación

Cuando llega la hora de elegir el sacaleches que usarás, es importante que te fijes en la resistencia de los materiales, pero también en sus componentes. Hay compuestos químicos que se utilizan en el plástico y que pueden, a largo plazo, afectar la salud de madres y bebés. Por eso, fíjate muy bien en que el sacaleche que vayas a comprar no contenga elementos tóxicos.

Debes evitar compuestos como el bisfenol A (BPA), los ftalatos o el plomo. Mejor, si buscas extractores con biberones de polipropileno (PP) y pezoneras de silicona. El polipropileno es un material seguro que resiste los cambios de temperatura. Hay pezoneras hechas 100 % de silicona alimentaria. En cuanto a los biberones de vidrio, no desprenden sustancias ni absorben olores.

Made alimentando a su bebé

Una de las ventajas de los sacaleches manuales es que no requieren baterías ni electricidad. (Fuente: Kuzmina: 48931104/ 123rf.com)

Accesorios y recambios

Los extractores pueden venir solamente con el biberón, lo que te implicará tener que comprar chupos que se adapten a este si quieres alimentar directamente al bebé. Algunos sacaleches traen además tapa antipolvo, vasos o bolsas de almacenamiento, entre otros accesorios.

Así que, a la hora de elegir, lee cuidadosamente qué accesorios incluye y cuáles tendrás que comprar.

Puede que necesites pezoneras de un tamaño apropiado para tu pecho. Algunas madres utilizan contenedores especiales para almacenar la leche en la nevera o el congelador (no se recomienda hacerlo por más de 6 meses). No olvides elegir marcas que se adapten a los biberones que vas a utilizar o que puedas conseguir fácilmente por si se daña alguna pieza.

Compatibilidad

Es importante que tengas en cuenta el tipo de biberones y accesorios que quieres utilizar para que, dependiendo de esto, elijas un extractor u otro. Algunos extractores de marcas poco conocidas son compatibles con productos de marcas famosas como Philips Avent o Medela, pero otros únicamente se ajustan a contenedores o bolsas de la misma marca. ¡Cerciórate con antelación!

Tamaño

El tamaño del embudo que necesitas para realizar la extracción puede cambiar conforme avanzas en el proceso de lactancia. Elegir en cada momento el embudo que se ajusta al tamaño de tu pecho es indispensable para obtener el flujo de leche que necesitas. Hay marcas que ofrecen hasta cinco tamaños de embudo. Por defecto, los extractores suelen traer uno de 24 mm.

Dichos tamaños de embudos dependen del diámetro del pezón. Se recomienda que el pecho quede ajustado hasta la areola, dejando que el pezón se mueva libremente. Para elegir el tamaño ideal, mide el diámetro de tu pezón en la base y suma 4 mm, ese será el tamaño de embudo que necesitas. En cuanto al tamaño del contenedor o biberón, por lo general vienen de 125 ml.

Diámetro del pezón Hasta 17 mm Hasta 20 mm Hasta 23 mm Hasta 26 mm
Tamaño del túnel del embudo 21 mm 24 mm 27 mm 30 mm

Facilidad de uso y limpieza

Cuanto más sencillo de usar y limpiar sea tu sacaleches, más agradable será para ti la labor de extraerte la leche. Fíjate en el modo de funcionamiento y en el número de piezas que trae, esto te dará una pista de cuánto tardarás en montarlo, desmontarlo y lavarlo. Por lo general, los sacaleches manuales son más fáciles de instalar, utilizar y lavar que los eléctricos.

Dicha facilidad de uso hace que muchas mujeres, tras haber utilizado un extractor eléctrico durante un tiempo, decidan pasarse a uno manual, ya que les resulta mucho más práctico. Como se señaló en la guía de compras, recuerda separar todas las piezas, sumergirlas y lavarlas con agua y jabón, secarlas con un paño seco y esterilizarlas (una vez al día).

Resumen

Gracias a los sacaleches podemos seguir alimentando a nuestros bebés después de que ha finalizado la licencia de maternidad, o en otros casos. Y dentro de este grupo, los extractores manuales son los más prácticos, fáciles de usar, limpiar y conservar, ya que además de no necesitar baterías ni electricidad, nos permiten extraernos leche en cualquier momento y lugar.

Los sacaleches manuales nos permiten descongestionar nuestros pechos a la velocidad y con la intensidad que prefiramos, ya que somos nosotras mismas las que los accionamos. Pero, especialmente, nos permiten recoger alimento, bien para tener listo un biberón de leche materna para nuestro bebé, bien para congelar nuestra leche y usarla días, semanas o meses después.

Esperamos que te haya gustado este artículo sobre sacaleches manuales. No olvides que puede interesarle también a otras madres, padres o conocidos, así que compártelo en tus redes sociales y déjanos tus comentarios.

(Fuente de la imagen destacada: Mukhina1: 39555344/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Mariana Hoyos Periodista
Correctora de estilo y traductora. Escritora de cuentos, poesías, artículos académicos -para revistas indexadas y libros científicos- y otros textos. Conferencista en temas de educación, pareja, familia y formación en valores. Lic. en Periodismo y Dra. en Derechos Humanos, Paz y Desarrollo Sostenible (Universitat de València, UV). He trabajado como investigadora y docente universitaria (UV y Universidad de La Sabana, Bogotá-Col).